Estándares comunes de preparación para la universidad en Estados Unidos son competitivos a nivel internacional

Posted May 19, 2011

IOWA CITY, Iowa— Los nuevos estándares estatales básicos comunes podrían ayudar a que el sistema educativo de Estados Unidos compita con aquellos de los países de más alto rendimiento académico en el mundo.

Así lo indica un nuevo estudio de ACT Inc., titulado Affirming the Goal: Is College and Career Readiness an International Standard? (Reafirmar la meta: ¿Es la preparación para la universidad y la carrera profesional un estándar competitivo en el ámbito internacional?).

ACT comparó los estándares de desempeño en matemáticas y lectura para estudiantes de Grado 10 de su prueba PLAN con los resultados de las pruebas del Programa para la Evaluación Internacional de Alumnos (PISA). Estas pruebas de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) miden el aprovechamiento académico de los estudiantes de 15 años de todo el mundo.

Los resultados indican que el estándar de preparación para la universidad y la carrera profesional es competitivo a nivel internacional, ya que está a la par con el de aquellos países con los más altos puntajes en matemáticas y lectura en las pruebas del PISA. Por lo tanto, los nuevos estándares estatales básicos comunes, diseñados para ayudar a los estudiantes a prepararse para la universidad y la carrera profesional también lo son.

“Los resultados de nuestro estudio reafirman que la preparación para la universidad y la carrera profesional es la meta correcta para el sistema educativo estadounidense”, explicó Jon Erickson, presidente interino de la División de Educación de ACT.

Erickson sostuvo que si todos los estudiantes del país están listos para la universidad y la carrera profesional cuando se gradúen de la secundaria se podrá confiar en que de verdad se les está ofreciendo una educación de talla mundial.

Los estándares estatales básicos comunes para matemáticas y artes del lenguaje se basan en la definición de ACT de preparación para la universidad y la carrera profesional. En sus investigaciones, ACT siempre ha definido el nivel de preparación universitario como aquel necesario para ingresar a una institución de educación postsecundaria sin necesidad de tomar cursos remediales y tener éxito en las asignaturas de primer año por las cuales se otorga crédito. Estas instituciones comprenden las universidades con programas de cuatro años, las instituciones con programas de dos, las escuelas profesionales y las técnicas.

Los estudios realizados por ACT también demuestran que el nivel de conocimiento y las destrezas necesarias en los programas de adiestramiento en el campo laboral son similares a aquellos requeridos en el primer año de estudios universitarios.

“Tenemos abundantes datos que indican que nuestros estados han bajado los estándares por décadas”, sostuvo el Secretario de Educación de los estados Unidos, Arne Duncan. Éste agregó que, gracias al valor y el liderazgo de los gobernadores y los principales funcionarios educativos estatales, los estados están cooperando en la adopción de un conjunto de estándares comunes destinados a detectar si los estudiantes están preparados para la universidad y la carrera profesional.

“Ahora, ACT y otros han comenzado a documentar que estos estándares nos dirán si los estudiantes estadounidenses están verdaderamente preparados para el éxito en la economía global, que se basa en el conocimiento”, concluyó Duncan.

Los resultados de las pruebas del PISA muestran constantemente un rezago significativo en el desempeño de los estudiantes estadounidenses respecto a los de muchos otros países.

En 2009, los puntajes de matemáticas de los estudiantes estadounidenses estuvieron por debajo del promedio y los de lectura ligeramente por encima. Durante la última década, su desempeño en las pruebas del PISA ha estado relativamente estancado mientras los puntajes de muchos países han mostrado mejoras significativas.

Andreas Schleicher, de la OCDE, agregó al respecto: “En una economía global, donde todo el trabajo puede digitalizarse, automatizarse y tercerizarse a cualquier país, el parámetro de referencia del éxito educativo ya no son los estándares estatales, sino los sistemas educativos de más alto desempeño a nivel internacional”.

Los resultados que contiene el estudio se basan en un análisis completo de los estudiantes de Grado 10 de 77 escuelas secundarias de todos los Estados Unidos que tomaron tanto la prueba del PISA como la prueba PLAN.

Schleicher, director del PISA y director de la División de Indicadores y Análisis de la OCDE, considera que el estudio de ACT “constituye un método sólido para establecer la competitividad internacional de los estándares estatales de preparación para la universidad y la carrera profesional, a través de los instrumentos de cuantificación de ACT”.